septiembre 26, 2008

CONVERSACIONES EN MI SEMINARIO DE TELENOVELAS

En todos los cursos que dicto trato de darle a mis estudiantes oportunidades de enlazar lo que aprendemos dentro del salón de clase con la realidad más allá de las paredes de la universidad. Mi clase de telenovelas no es una excepción y por eso siempre he incluido conferencias telefónicas con personas que trabajan en la industria de la telenovela (en años anteriores he tenido como invitados a Julie Restifo, Daniela Bascopé, Carlos Cruz, Edgar Ramírez, Marisa Román y Leonardo Padrón).

Esta semana tuvimos a dos invitados que siempre visitan mi clase cada vez que la dicto porque son muy generosos compartiendo su tiempo y experiencias, y porque ambos me han acompañado y enseñado mucho en esta trayectoria mía de estudiar telenovelas: Marisa Román y Leonardo Padrón. Esta vez nos beneficiamos de un avance tecnológico importante: la conversación no fue telefónica sino a través de computadoras, gracias a las instalaciones de videoconferencia que existen en el salón donde estoy dictando el curso. Eso hizo que disfrutáramos todos la experiencia aún más que en otras oportunidades porque podíamos ver a nuestros invitados y ellos nos podían ver a nosotros.




Gracias a estas conversaciones mis alumnos pudieron escuchar de la boca del propio escritor algunos detalles de su proceso creativo, cómo es el día de una persona que escribe telenovelas, cuáles son sus mayores preocupaciones y satisfacciones en el difícil y absorbente trabajo que es escribir una telenovela. Cuáles son las diferencias entre este tipo de escritura de magnitud y ritmo industrial y otro tipo de escritos que Padrón realiza como la poesía y los guiones de cine.

También pudieron preguntarle directamente a Marisa Román detalles de la construcción de sus personajes. Cuáles han sido más difíciles y cuáles ha disfrutado más. Román también habló de las diferencias entre televisión, teatro y cine en cuanto a preparación y exposición del actor.


Fue una clase especial en la cual todos aprendimos muchísimo a través de un par de conversaciones amenas, sinceras y muy gratificantes.


9 comentarios:

Di dijo...

Que envidia !!!! Yo puedo ver vuestras clases ?????? Plis, plis, plis

Besos

Dr. Carolina Acosta-Alzuru dijo...

Pues a mí me encantaría tenerte en una de mis clases para que le hablaras a mis alumnos de tu trabajo en todotnv. Vamos a ver cuándo podemos organizar eso!

Tania dijo...

Si qué envidia de la buena. Además, Le quería dar las gracias por todo su apoyo doctora ya llague a mi primer aniversario como Súper fan 33 y es en gran medida a su apoyo. Y Gracias a “Di” su página es muy bonita. La visito casi todos los días.
En asuntos de telenovelas, le tengo una notica triste murió el actor de telenovelas y director de escena miguel Córcega. Fue un hombre muy talentoso, es una lástima que en los medios de telebasura en México no le den la cobertura que se merece.
También le quería “platicar” que vi la versión de la directora Betty Kaplan de “Dona Barbará” y me gusto mucho. Esta protagonista tampoco da con el tipo fisco del personaje en el libro, pero la actriz desconocida para mí lo interpreto con mucha fuerza. Me rehusaba a aceptarlo pero le falta todo a la interpretación de Edith. Hay un gran esfuerzo y si admiro a la actriz con todo mi corazón, pero no hay una transformación físico sicológica la cual si exigía este personaje en mi humilde opinión.
Lo positivo de la interpretación de González es que podemos conocer un poco más de la sicología de esta heroína /villana para gran parte del público. Sin embargo, al suavizar y erotizar al personaje deja de ser la protagonista. Las adaptadoras han “matado “su esencia de “mujer de pelo en pecho” e implacable. La “protagonista” en la telenovela ahora es “Marisela” lo cual es un disfrute para el telespectador y un parte aguas en la carrera de Génesis Rodríguez.
Sin embargo, por hacer estos cambios y por darle una nana/conciencia/alter ego a “la doña” la están “matando” de antemano y robándole a nuestra villana de su momento clímax /catártico de la novela de Gallegos y deformando la moraleja del cuento. “la doña” de la novela para mi es una villana trágica y con estos cambios ya no se que se supone que es.
Un actor o escritor puede ser creativo al reinterpretar un personaje hasta podemos conocer el lado “débil” de un villano, pero así como una protagonista de telenovela NUNCA debe dudar del amor , un escritor o actor NUNCA debe matar la esencia de un villano protagónico porque si el villano es “malo” la historia sufrirá fisuras irreparables.
Simples conclusiones mías doctora. Usted dirá si voy bien o me regreso…


atte
Tania

Dr. Carolina Acosta-Alzuru dijo...

Tania, comienzo por felicitarte por tu primer año como la Super Fan 33. El tiempo vuela, no? También agradecerte tu compañía y apoyo.

Hablando de las diferentes Doñas...al ya tener al aire casi dos meses la de Telemundo, hace rato que ese bordado que es cada personaje lo están haciendo realmente entre dos: la escritora y la actriz. Porque a estas alturas, ya Valentina Párraga se alimenta del tono y temperamento que Edith le ha dado al personaje...y viceversa. Entonces, cada vez es más difícil separar los hilos de ese bordado.

Otro aspecto que debo resaltar es que el libro de Gallegos no tiene suficientes nudos dramáticos para convertirse directamente en telenovela. Por lo tanto, a los escritores no les queda más remedio que matizar a los personajes, para así crear posibilidades dramáticas. En el caso de Doña Bárbara/Marisela/Santos, para que exista realmente un arco tensional en la historia, hay que hacer muy creíble la relación Santos/Bárbara. Si no, no nos importaría lo que pase con Santos/Marisela...cuando vaya a pasar.

En general, a los venezolanos nos ha costado mucho aceptar las interpretaciones de Doña Bárbara hechas por mujeres de otros países. Y ese es el caso de las tres más conocidas: María Félix, la de Betty Kaplan (una actriz argentina) y ahora Edith González. Es como si los mexicanos vieran a Frida Kahlo representada por una actriz venezolana. No sería fácil la aceptación.

De nuevo, gracias!

Tania dijo...

interesantes puntos de vista como siempre doctora. lo qque me pasa con edith es que la admiro como actriz pero en la por mas que lo intento no logro indentificarme con su interpretacion no hay ese "click" "ese amor a prmera vista" con su villana. como en este momento me sucede con el villano " "byron" de sin senos. me gusto el trabajo de byron de sin tetas pero el byron de sin senos wow de donde salio ese muchacho.


no he logrado entender los matices que Edith le quiere dar a "su dona" y so que tengo mucho de "conocerla" y lo que me sucede con "byron" Juan Diego Sanchez de ssnp es a la inversa al actor acasi no lo " conosco" pero entiendo su interpetacion y me encanta el personaje lastima que de esta semana no pasa creo que ya lo va a"matar"

Y sobre una dona extgragera lo entiendo totalmente por eso no vi la version de Selma hayeck de Frida ella es Meixcana intgerpettar pero A frida en en ingles no me gusto NO LE AGRAREE SABO0R ni carino Ni tampoco a su betty.
no se siente lo mismo. asi que entiendo a los venezolanos al 100 con "la dona " porque hasta se ofende uno si ciertos canoes no se respetan.

Jesús Maury dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Jesús Maury dijo...

he encontrado a todotvn y la pagina me parece perfecta, felicito a Di no sabia que era ella la duena...

Profesora felicitaciones por las clases, se ve que se sale de lo tradicional lo cual hace la clase mucho mas dinamica, interactiva, diferente... ojala un dia, como le he dicho muchas veces, pueda presenciar una!

Spinoff dijo...

Estimada Carolina,

Su seminario me parece muy muy interesante, se nota que el mundo de las telenovelas le apasiona y que sabe conjugar a la perfección la práctica profesional de la creación de las telenovelas y la aproximación académica... a mí me gustaría poder organizar algo así aquí en España, aunque este ámbito todavía está un tanto "en pañales" en el mundo académico de mi país,

¡ánimo con todo!

Dr. Carolina Acosta-Alzuru dijo...

Jesus y Spinoff, lamento tanto mi falta de tiempo de estos días para responder comentarios. Gracias a ambos por dejarlos. Trato en todas mis clases de acortar la brecha que existe entre el salón de clase y "el mundo". Estas conversaciones no serían posibles si los que participan en ella no nos regalaran su tiempo y experiencias. Tampoco serían posibles sin "Santa Tecnología" a quien le debo varias velitas ya :-)
De nuevo, gracias por sus comentarios.